Blasmar Consumibles

Canon Digital

¿Qué es el "canon digital"?


Se trata de una compensación económica que, tras la aprobación del reciente Decreto-Ley 12/2017 de 3 de julio, beneficiará a autores, editores y creadores por la venta, por parte de fabricantes y distribuidores, de dispositivos, equipos o sistemas susceptibles de realizar copias de obras protegidas.


Por lo tanto, Blasmar Consumibles tendrá que cobrar, en los casos que proceda, una compensación por la venta de aquellos productos o aparatos no tipográficos que, destinados exclusivamente al uso privado, no profesional ni empresarial, reproduzcan obras que sean titularidad de terceros.


¿Cuándo ha entrado en vigor la norma?


La norma entra en vigor el 1 de agosto de 2017.


¿Qué es la copia privada?


La llamada “copia privada” es un límite legal al derecho exclusivo del autor de autorizar o prohibir la reproducción de sus obras. La Directiva 2001/29/CE y la Ley de Propiedad Intelectual (art. 31.2) regula este límite y permite a los particulares realizar copias de obras a las que hayan accedido lícitamente, para su uso personal, sin la autorización del titular de los derechos. Como contrapartida a dicho límite, la ley prevé una compensación equitativa (artículo 25), destinada a mitigar el daño económico que la copia privada ocasiona a los titulares de los derechos de las obras.


¿Quienes no tendrán que pagarlo o podrán solicitar la devolución?


La Ley informa de un sistema de exceptuación y reembolso del pago de estas compensaciones, que está regulado en el nuevo art. 25, punto 7 y 8 de la Ley de Propiedad Intelectual, modificado por el referido Real Decreto-Ley 12/2017, que regula el modo y requisitos para justificar el derecho al reembolso para aquellas personas físicas y jurídicas exoneradas por ley y/o aquellas que, sin estar exceptuadas, hayan acreditado destinar el producto adquirido a un uso exclusivamente profesional o a su exportación o entrega intracomunitaria.


En este sentido, aquellas empresas, profesionales, autónomos y organismos públicos exonerados en el sentido indicado, deberán obligatoriamente acreditar a Blasmar Consumibles, mediante los certificados que establece el Real Decreto-Ley, que están dentro de los supuestos de exención de canon, para poder aplicarlos legalmente.


¿Quienes serán los beneficiarios del “canon digital”?


Autores, artistas intérpretes y ejecutantes, editores y productores de libros y otras publicaciones, fonogramas, videogramas y otros soportes sonoros, visuales o audiovisuales.


¿Cuáles son, según el reciente Decreto-Ley, los equipos, dispositivos o soportes sometidos a la tasa del “canon digital”?

 

  • Los dispositivos, equipos o aparatos a los que se aplicará el nuevo impuesto serán los siguientes:

  • Equipos multifuncionales de inyección de tinta o láser y con capacidad de copia, impresión o escaneado.

  • Equipos monofuncionales con capacidad de copia, impresión o escaneado de hasta 39 copias por minuto.

  • Grabadoras de discos compactos específicos.

  • Grabadoras de discos compactos mixtos.

  • Grabadoras de discos versátiles específicos.

  • Grabadoras de discos versátiles mixtos o de discos compactos y versátiles.

  • Discos compactos no regrabables.

  • Discos compactos regrabables.

  • Discos versátiles no regrabables.

  • Discos versátiles regrabables.

  • Memorias USB y otras tarjetas de memoria no integradas en otros dispositivos.

  • Discos no integrados idóneos para la reproducción de videogramas, textos y fonogramas o de otros contenidos sonoros, visuales o audiovisuales.

  • Discos integrados en un equipo, idóneos para la reproducción de videogramas, textos y fonogramas o de otros contenidos sonoros, visuales o audiovisuales. (Quedan exceptuados los discos integrados en videoconsolas que no permitan realizar reproducciones amparadas por el límite de copia privada y en decodificadores de señales de televisión digital).

  • Dispositivos portátiles reproductores de fonogramas, videogramas, textos o de otros contenidos sonoros, visuales o audiovisuales en formato comprimido, y dispositivos electrónicos portátiles con pantalla táctil.

  • Teléfonos móviles con funcionalidad de reproducción de fonogramas, videogramas y textos o de otros contenidos sonoros, visuales o audiovisuales.

En un futuro, ¿podría aplicarse el “canon” a más productos tecnológicos?


Sí.   El Real Decreto-Ley 12/2017 de 3 de julio informa de que la actual regulación es una solución transitoria, es decir, no definitiva, pudiendo modificarse en el futuro, en un plazo aproximado de un año, mediante la aprobación de un Real Decreto que acuerde, tanto los sistemas, dispositivos o equipos objeto del canon, como el importe a pagar por cada uno de ellos.

 

Para más información, consultar el siguiente enlace:


http://www.boe.es/boe/dias/2017/07/04/pdfs/BOE-A-2017-7718.pdf
 

 

www.000webhost.com